Manglex Eco Hotel

Muchas veces no soy consciente de lo afortunada que soy y pocas veces me doy el tiempo de detenerme a contemplar la Fortuna. Y por fortuna no me refiero a un montón de billetes que no tengo, sino a esos regalos que te da la naturaleza y la vida que merecen mínimo un minuto de reflexión para estar agradecida.

Hoy estoy agradecida por tener la posibilidad de estar en este lugar. Vivan las ofertas de last minute de booking.com!!!! Mis dias libres siempre intento hacer algo, si bien me ganan la pereza de quedarme en casa viendo TV porque termino mi semana de trabajo tan cansada que mi cuerpo pide descansar. Sin embargo cuando es la mente la que necesita desconectar da igual que tu cuerpo este inmóvil, hay que buscarle un “masaje relajante” a la mente.

Terminé mi medio día de trabajo con cien mil pensamientos en la cabeza lo que sin duda es más agotador que arar un campo y lo sé porque lo hice cuando era adolescente y por el colegio nos llevaban a ayudar a los campesinos del pueblo. Mi cura al agobio es viajar y tengo la gran suerte de que en Riviera Maya hay un montón de sitios chulísimos que aún tengo por descubrir. Buscador en booking.com puse Reserva Siam Kaan y me salió en oferta este hotelito ecológico de 4 cabañas que está hacia el lado del mangle. Las cabañas están literalmente construidas dentro del mangle.

El nombre de cada cabaña se relaciona con los 4 elementos: agua, tierra, fuego y aire. Esta última es la que me dieron, aunque me tuvieron que cambiar a Fuego porque hubo problemas de electricidad en Aire. Al ser un hotel eco durante el día no hay energía, solo a partir de las 6.30 pm hasta las 10 am. En las cabañas no llega la señal de telefono, tampoco hay línea interna o wifi. Es decir, estás incomunicada. Genial!!!!! Justo lo que necesitaba. No Whatsapps, no emails, no noticias del mundo exterior. La oferta de Booking estaba en 156 euros las dos noches pero por ser Clienta Genious me quedo en 112 euros con desayuno incluido que aprovecho para dar las gracias a Henri el chico que me recibió y me ha estado atendiendo porque estaba delicioso.

En la imagen faltan los huevos a la mexicana que me trajo despues. Henri es de descendencia Maya y hemos estado hablando más de 1h de cosas tan interesantes. He enriquecido mi cultura general con Henri en esa hora lo que no me han dado los periódicos en el último mes. Me ha hablado de sitios maravillosos que aún no están tan comercializados para el turismo y que solo la gente del pueblo conoce los cuales sin duda voy a visitar y como seguro me inspirarán aprovecharé para comentarlos por mi blog. Henri me ha contado que Tulum en realidad se escribe Tul Um en maya y significa agua que corre en cuevas…o algo similar. Siam Kaan que es la reserva que quería visitar hoy pero que al final pospondré significa Puerta del Cielo. Hemos hablado de las principales costumbres de su pueblo, de cómo se sostienen, de la artesanía local porque he flipado con los muebles de madera. Por ejemplo: la mesa de madera en la terraza de la habitación.

Mesa baja y banco en lo que sería el lobby.

Todo esto es fabricado artesanalmente por un señor que me dijo vive hacia Coba. Es increíble cómo se puede vivir con poco. Todo depende de tus limites, de que te des cuenta si quieres más o te conformas con menos.

Llegue ayer sobre la 5 pm y mañana salgo bien pronto que empiezo a trabajar temprano. Es aproximadamente 1h15 minutos de Tulum a donde vivo en Playa Paraíso. Manglex eco hotel no tiene acceso directo a la playa, lo más cercano es a través de otro hotel bech club que está justo enfrente y es también muy chulo llamado Rosa del Viento.

Bañarse en un cenote después de las 5 pm no es recomendable ya que se ve poco por lo que aproveché para darme una dosis de mar. Unos pocos pasos y me encontré esta escultura de arena que representaba explícitamente mi estado anímico

Eso tenía ganas de hacer, tenderme sobre la arena y perderme en el sonido de las olas del mar, la brisa y el cielo infinito. Y eso hice ….hasta las 7 pm que ya no se veía nada de nada.

De vuelta a Manglex el camino hacia la cabaña lo iluminan con antorchas, aunque te dan al check in una pequeña linterna.

La cabaña tiene todas las comodidades, en mi opinión debería de tener 3* y no 2*. Supongo que es porque no tiene servicio de restaurante cafetería. Para ser un lugar tan expuesto a la naturaleza llama la atención la limpieza. Claro que siempre tuve acompañándome par de mosquitos sobre la sábana y alguna que otra hormiga por el suelo pero eso a una chica aventurera le emociona… no le desmotiva.

Esta ocasión no tocó pensar en qué me voy a poner o a quién llamo de mis “amigos” para que me acompañe, a la maleta fue lo que estuvo más a la mano y de compañero me lleve a la Soledad, esa que vive muy profundo dentro de mí y que cuando viene a visitarme no quiere que nadie le perturbe.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: